domingo, 8 de septiembre de 2013

ROSCA DE JAMÓN YORK Y QUESO


 Esta rosca la he visto en varios blog, con pequeñas variaciones; cada maestro tiene su librillo. Yo os la pongo según la hacemos en mi casa, y a mi me gusta como queda.

Ingredientes:
  • 125 gr de mantequilla fundida
  • 1/2 vaso de leche tibia
  • 1/2 pastilla de levadura de panadero
  • 300 gr de harina de fuerza
  • 6 lonchas de queso de fundir
  • 250 gr de jamón de york triturado
  • Orégano
  • Tomillo
  • 2 claras de huevo
  • 1 huevo (para pintar)
  • Pizca de sal

Pre-elaboración:
   Fundimos la mantequilla a fuego lento en un cazo, o en el microondas.
   La leche la tibiamos un poco y diluimos en ella la levadura.
  Las claras pueden ser de las compradas, o separando las yemas de los huevos.
   Picamos muy finito el jamón de york.
   Cernimos la harina.

Elaboración:
   En un bol echamos la mantequilla derretida, la leche con la levadura diluida y los claras de los huevos; poco a poco vamos echando la harina. Primero vamos moviendo con una cuchara de madera, hasta que podamos despegarla bien y pasemos a amarsala en una mesa previamente enharinada. Cuanto más la amasemos mejor, cuando veamos que no se pega excesivamente la tapamos con un trapo y la dejamos 2 horas para que doble su volumen.
   Una vez transcurrido el tiempo, con un rollo de cocina enharinado, la estiramos bien fina, y untamos por un lado con mantequilla fundida. Espolvoreamos tomillo y orégano, y cubrimos con el queso y encima los taquitos de jamón de york. Espolvoreamos de nuevo con orégano y tomillo. 
   Si nos resulta más fácil lo hacemos encima de un papel de horno, y nos ayudamos de él para envolverlo.
    Una vez enrollado, unimos los dos extremos para que sea una rosca. Y hacemos unos cortes con el cuchillo, como si fueran raciones, aunque esos cortes en realidad hacen que no nos estalle la rosca por otro sitio en el horno.
   La ponemos encima de papel de horno, y pintamos por arriba la rosca con huevo batido, para que nos quede doradita.
   Precalentamos el horno, y metemos la rosca a 180º unos 30 min. o cuando esté doradita. 
   Comer tibia para notar el queso fundido.